Relaciones

Te ha dejado. Mira por dónde

He vivido unas cincuenta separaciones en los últimos diez años. Aproximadamente. Unos cinco al año o, que es lo mismo, una separación por cada setenta y tres días. Las había vivido yo porque tuve la mala suerte de ser el hombro de mis amigas, conocidas, colegas, compañeras de trabajo y las demás mujeres abandonadas por [...]

He vivido unas cincuenta separaciones en los últimos diez años. Aproximadamente. Unos cinco al año o, que es lo mismo, una separación por cada setenta y tres días.

Las había vivido yo porque tuve la mala suerte de ser el hombro de mis amigas, conocidas, colegas, compañeras de trabajo y las demás mujeres abandonadas por los “cabrones” de sus novios. Uno de cada 73 días yo volvía a casa con los hongos en la manga de una de mis preciosas blusas y unos cuantos chorros de la máscara de pestañas. De regalo. Por desgracia, los lloros no son tan puntuales como la menstruación y puede que te toquen 3 en un mes y ninguno en el resto del año. Así que nunca sabes cuál es el día de “no a la blusa blanca de Sandro”.

No. No me importa. Pero es curioso: me dicen que tengo cara de mala leche a la vez con un cartel de “te ayudo, ven a mí” pegado en la frente. Son dos cosas completamente incompatibles según algunos, pero tras haber probado un coulant de chocolate con sal y aceite y sorprenderme de lo bueno que estaba, ya no me extrañan los contrastes. A menudo el más rancio resulta ser el más encantador. Mira qué cosas.

Pero el momento “me ha dejado” no es el peor de todos. Sólo es el gran principio del resto de una historia inexistente que te vendrá encima tras haber prestado tu hombro en “el día DE”. Desde entonces serás LA confidente o, como mínimo, la espectadora de la comida de olla de la sufridora del “rechazo supermegafuerte”. 

Empecemos con lo que comienza cualquier historia de “Apocálipsis Amoroso”: el idiota te ha dejado. 

La última fue Carmen. Mi compañera de trabajo. Carmen me fastidió la blusa de H&M , así que no le tengo tanta manía a su “Dia DE”. La acababa de dejar Carlos y su vida se había teñido de gris. Carmen, en vez de superarlo como Dios manda (incluye seguir con su propia vida, independientemente de las publicaciones de facebook de Carlos), decidió dedicarle todo el tiempo pensando en que “ya volverá, porque se va a arrepentir. Ya verás”.  Y lo veía. De vez en cuando.A veces Carlos se arrepentía (supuestamente), y reaparecía para estar con ella un par de veces a la semana. Acto seguido la volvía a dejar. Carmen continuaba con lo de “algún día regresará definitivamente” y yo, cada vez que ella pronunciaba esa maldita frase,  visualizaba las veces que Carlos la dejaba con un “No quiero estar contigo nunca más”. Curiosamente no me quería acordar de cuando volvía con ella. Quizás porque siempre lo hacía a las seis de la madrugada. Borracho y sin haber pillado. 

Carmen no ha tenido claro nunca que cuando un hombre te dice: “No quiero más tener una relación contigo”, lo único que puede significar es: “No quiero más tener una relación contigo.” De lo contrario seguiríais juntos. Con lo que cuesta encontrar a uno que lo deja con un par de huevos, y seguimos sin entenderlo. Qué cosas.

Verónica, a la que le tengo bastante manía porque fue la de los hongos en mi camisa de Sandro, no está de acuerdo conmigo. Dice que su ex la dejó, pero que al cabo de siete meses quiso volver a estar con ella. “Me confesó que quería vivir conmigo. Imagínate.”

De acuerdo, puede que se haya equivocado (rara vez pasa, pero pasa), se fue a buscar algo mejorcito que tú y, curiosamente, no pudo encontrarlo. Decidió que probablemente eres la más chachi de todas y vino arrastrándose. Pero yo me pregunto: ¿Para qué te sirve un hombre que no se lo piensa bien antes de tomar una decisión tan drástica? Siempre he pensado: si has tomado una decisión, sé responsable de las consecuencias. Y si te has arrepentido, demuéstralo con hechos. Tanto palabreo vacío me tiene un poco loca. En este país hablamos más que cualquier otra cosa.

Si existe algo indiscutible es lo siguiente: cuando un hombre quiere que vuelvas con él, te aseguro que sabe lo que tiene que hacer para conseguirlo. Un hombre de verdad, claro. Y no va a parar hasta que lo consiga. Jamás. No sé tú, pero yo conozco mil formas de sorprenderme.

Luego está Marina. ¡Oh, mi trench!  Ni blusa, ni camistea. Esa fue la del trench. La de máscara azul, labios rojos y un maquillaje de los de MaxFactor. Esa, la que no quería entender que la dejó. En vez de centrarse en la parte de su speech que decía “No quiero estar más contigo”, dedicó su tiempo libre a la búsqueda de una explicación lógica y los posibles fallos. Como si tenía algún tipo de sentido descuartizar los cinco años de su relación. En vez de aceptarlo y seguir adelante con su maravillosa vida, se empeñaba en lorear (significa “repetir como un loro”): “No entendo. No puede ser”.

Sí, puede ser. Y lo es. Te ha dejado. Sea por la razón que sea, se ha convertido con tu ex, porque, desafortunadamente, el inicio de una relación es una cosa de dos, pero su final – no. Te han despedido de vuestra vida conjunta. Tú eliges: buscarte otro empleo (leer: tener otra vida) o lloriquear de lo “capullo que es tu ya ex-jefe”.

Una rotura no es un esguince. Es una rotura. 

Sofía es todavía más tozuda, aunque, por gran suerte, no se maquilla. Dice que Alex la quiere, pero ha tenido que dejarla porque lo suyo con él “no ha podido ser”. No he conseguido averiguar porque no pudo ser. Podéis decir que no todo es blanco o negro ( que por aquí soléis hablar de las matices y estas cosas), pero en las relaciones, o para ser exacta en las separaciones, no hay escala de colores. Un “Te quiero pero lo nuestro es demasiado complicado”, igual que un “Te quiero, pero tenemos que darnos un tiempo” (leer: quiero follar por allí y luego quizás vuelvo), o un “Te quiero pero no es un buen momento” son un NO TE QUIERO. Porque cuando un hombre está enamorado de ti, lo está. Y no hay más.

Así que Sofía sigue esperando cuando Alex acabe con el casting.

Las mujeres me sorprenden mucho. Y cada vez me sorprenden más. Se quejan de que los hombres son cobardes y son incapaces de decir las cosas tal y como son (y yo la primera), pero cuando se encuentran con un valiente que pronuncia el mágico “No quiero estar más contigo”, son incapaces de superar el rechazo sin discusiones, histerias, enfados y complejos de inferioridad. Sobre todo sin discusiones. Como si el amor fuera algo negociable. Ojalá todos ellos fueran tan claros. Nos ahorraríamos muchos disgustos.

Un hombre que te quiere de verdad no va a dejarte. Un hombre que no te quiere no es tu hombre. Deja de rezar para que vuelva, deja de seguir siendo amiga suya ayudándole con los trabajos de la uni o comiendo de vez en cuando con su familia; deja de liarte con él de vez en cuando. SE ACABÓ. Y si quiere volver, pero volver de verdad, con todo lo que eso conlleva, déjale currárselo. Todo el mundo se equivoca. Y cada uno tiene que ser responsable de sus hechos. Así que, mientras lo va haciendo (o no), tu vida sigue siendo tu vida. Y despreciarla, seaq por quién sea (pareja, amigo a un ex), no merece la pena. Las segundas partes nunca fueron buenas. Eso dicen. Puede que lo sean, pero al día de hoy no puedes saberlo. Y lo más sensato es cortar por lo sano, para no tener que cortar por lo enfermo.

Las segundas partes nunca fueron acompañadas de un pasado arrastrado por fuerza. La mayoría surgieron tras un reencuentro inesperado mucho tiempo después.

¿Y tú? ¿Qué opinas del tema?

www.intersexciones.com

¿TE GUSTA?  

+4 -0

Hombres  Infidelidad  Optimismo  Relaciones  Separación  

63 comentarios

COMPARTIR


Alena KHPor
Alena KH

La palabra “ex” me ha acompañado durante gran parte de mi vida. Soy la ex-soviética, la ex-esposa, la ex-bailarina.

ÚLTIMOS POSTS

63 COMENTARIOS

  1. ariamsita

    Pues voy demasiado apurada de tiempo para comentar largamente (de hecho no debería estar aquí leyendo, pero lo has puesto en tuiter y askdfhaksjldfhask) pero me veo obligada a decirte lo mucho que me ha gustado ese último párrafo y la mucha razón que te doy por él (toma frase mal escrita).

    Un beso!!

  2. Claudia G-M Cienfuegos

    Hola!! Primero decirte que el post anterior sobre blogs de moda ha debido ser premonitorio porque la que me han montado…Mi parte de la historia está en un video muy explicativo.

    COn respecto a la entrada, creo que hay veces que cuando te dejan estás tan en estado de shock que buscas excusas y te mientes sin parar, es muy fácil pensar: se acabó y punto. Pero es que no podemos, el corazón manda y la cabeza parece estar lerda del todo.

    Luego cuando pasa el tiempo te das cuenta y piensas cómo fuiste tan tan tonta. Pero cuando pasa el tiempo.

    Creo que hay chicas que se dan cuenta a las pocas semanas y otras que se dan cuenta al año casi. Ese es el problema :S

    Un besito enorme!
    Clu's corner

  3. Coleccionista de sueños imposibles

    Tuve una amiga a la que su novio dejó, siguieron enrollándose y mucho tiempo después él empezó a salir con un chico. Ella echaba pestes de él porque sentía que la había utilizado y demás, pero, según me decía, siempre le había dejado claro cuando se enrollaban que no quería nada con ella, un polvo y ya. Yo solía decirle que más tonta era ella por seguir buscándole y esperando que volviera, pero no entraba en razón.
    Quizá el día de mañana yo haga lo mismo, no se puede decir de este agua no beberé, pero creo que las mujeres somos bastante masoquistas en este aspecto y nos flagelamos demasiado, nos culpabilizamos muchas veces (siempre creemos que nos ha dejado por algo que hemos o no hemos hecho o porque no somos lo suficientemente buenas) y no conseguimos seguir adelante hasta que encontramos un clavo que saque el anterior o se nos pasa la tontería.

  4. Álter alma

    El hombre que dice “no quiero estar más con vos” es porque tiene otra. Los abogados lo llaman “hombres liana” (porque van de una en otra)y según estadísticas el 95% es así.
    También es una gran verdad que segundas partes jamás fueron buenas, pero eso de reencontrámelo por casualidad años después, vade retro!! Ya me veo que lo encuentro de pura casualidad comprando pañales para adultos, neeeeeeeeee.

    Buen finde!!

  5. Anonymous

    Es fácil decir que hay que reaccionar pronto, que si te deja es porque no te quiere y no vale la pena esperarlo, pero no lo es tanto acabar con un sentimiento de la noche a la mañana. Como dices las rupturas no son cosa de dos, el ha tenido tiempo para pensarlo y decidir pero a ti te cae la noticia como un jarro de agua fría (por muy mal que fueran las cosas nunca esperamos esa decisión) ayer creías que era el hombre de tu vida y hoy tienes que asumir que lo vuestro no puede ser porque el lo cree así, rehacer tu vida y llenarla…. eso lleva tiempo. Ser condescendiente no es bueno y la autocompasión tampoco, pero un poco de tregua que yo también creí que eran unas lloricas hasta que me sentí morir.

  6. Espoir

    Te doy buena nota en la parte teórica. Por lo que respecta a la práctica… bueno, a veces la belleza de la vida recae en nuestras equivocaciones. Pese a todo, convengo contigo en que mucha gente se humilla, pierde la dignidad o directamente el norte ante una ruptura no deseada, en vez de darse cuenta que el único horizonte deseable es rehacer tu vida lo más rápido posible, aunque joda mucho.

    Sobre las lamentaciones: con los años una aprendre que los problemas, una vez diseccionados, analizados y reconocidos como tal y por lo tanto cuestiones de difícil respuesta, o se resuelven o se aparcan. Lo que no vale es dar la chapa durante meses con el mismo conflicto, porque fastidias a todo el mundo y tú te conviertes en un desgraciado atrapado en un bucle tóxico.

    Una vez estaba immersa en una situación sentimental difícil y me di cuenta de que 1º, mis amigas me querían y por lo tanto no eran objetivas a la hora de darme soluciones; 2º, no se merecían el chorreo que les metía cada día. Fui a una psicóloga porque por primera vez en mi vida no sabia qué hacer y necesitaba que alguien me lo dijera. Hablé sin parar durante una hora y ella, efectivamente, me dio su opinión. Opté por creérmela, al fin y al cabo había pagado 60 euros, y además tenía razón. Y esa fue también la manera de darme cuenta que ya había dicho todo lo que tenía que decir sobre el tema. Recomiendo la experiencia.

  7. José

    Y mira que así como tú estas cansada de tus amigas que no quieren entender lo que les pasa, yo lo estoy con mis amigos.

    Resulta que, de alguna manera, estos tíos siempre tienen un ideal del tipo: “niña rubia novia del quarterback del equipo de futbol americano” que han visto en las películas americanas. Es decir, una chica muy linda a la que no le interesa estar cono ellos, porque anda con un tío IDIOTA o RICO o MUY GUAPO.

    Y de ahí los lamentos: que los desprecian, que no los valoran como son, que la tía no tiene sensibilidad para leer sus textos, recibir sus regalos, etc.

    Pero eso si, hay que ver los cabrones que son con otras chicas -menos guapas-. Se burlan, las menosprecian, hacen bromas sobre su físico, y en general, las tratan como la mierda. O más bien, como la chica rubia los trata a ellos…

  8. FashionFreak

    Totalmente de acuerdo contigo. Yo soy de las que si lo dejan, o me dejan, corto por lo sano. ¿No quieres estar conmigo? ¡Pues adiós muy buenas! Y no lo digo ahora de boquilla por quedar bien, es que es así. Cuando me dejó mi último novio fue lo que hice… lo borré de mi vida, no lo llamé para llorarle ni anduve mirando a ver si andaba por facebook… lo pasé mal? Pues sí, pero peor lo habría pasado si hubiese estado pendiente de él y teniendo que fingir una falsa amistad (nunca fue mi amigo, era mi novio y ni siquiera quiso serlo en serio) y esperando a ver si algún día decidía volver conmigo. No, prefiero estar sola que con alguien que no apuesta por mí al 100%

  9. Gab Mateosian

    La posta es saber conocer a la pareja desde entrada, muchas veces cometemos el puto error de “entrar en el trance de enamorados” entonces relegamos los defectos o las malas actitudes. Ojo, con esto no estoy diciendo que seamos cual gata flora, (que nada nos caiga bien) Pero, cuando encaramos una relacion, encararla con criterio. Enamorarnos si, sonreir como idiotas, hablar como bebes con esa persona, si todo eso. pero tambien saber conocer a la persona. Estar atenta a ciertos momentos que como se dice.. ' alguien muestra la hilacha' jaja.

    pero como dice Simone de beauvoir “la dicha en el amor consiste menos en ser ciego que en cerrar los ojos cuando hace falta” Repito: tampoco abusemos de esto.
    Saludos !!! :)

  10. Bek

    Es imposible estar más de acuerdo, pero también es imposible que le demos tantas vueltas a todo. Yo no soy de muchas experiencias, porque soy tan drástica para las rupturas como para los comienzos, pero es que lo veo tan claro…

    Oye, que yo no digo que no te duela, que no tengas ganas de flagelarte un sábado por la tarde viendo sus fotos, escuchando mensajes de voz o viendo regalitos… que eso alguna vez lo hemos hecho todas. Pero que no te quiere. Vale, te dejó, ha vuelto haciendo lo que debería hacer? no. Pues ya está, no te quiere. Aceptarlo cuesta si, pero es que no hay más.

    No sabía yo que alguien pensara por ahí lo mismo que pienso yo por aquí. :)

  11. Almoraima

    Totalmente de acuerdo.
    “Un hombre que te quiere de verdad no va a dejarte. Un hombre que no te quiere no es tu hombre. Deja de rezar para que vuelva, deja de seguir siendo amiga suya…”
    Hay que ser muy inteligente, segura de ti misma y madura para tener ovarios de actuar como aconseja ese párrafo.
    No todo el mundo tiene estas tres capacidades.
    ¡Ojalá este post les sirva a esas personas!

  12. Wilh

    Como teoría me parece lógica, perfecta. Pero como creo que ya comenté alguna vez por aquí, en algún tema similar, el problema está en que entran en juego sentimientos, emociones, vidas y momentos compartidos; que de repente se acaban.
    Y de la misma manera que no tejes la relación en 3 segundos, no puedes pretender destejerla en los mismos.

    El comentario del Anónimo de las 18:42 me ha llegado mucho a la patata, creo que no se puede definir mejor la situación.
    Y el sentirse morir: en carnes propias duele lo que no está escrito…

    1. Wilh

      Claro que sí, con 25 años no se hacen los dramas que se hacían con 16 (¡Dios gracias!); e imagino que con 40 se ven las cosas diferentes a como cuando se tienen 27…
      Es más, tengo que decirte que desde que empecé a leer Intersexciones he cambiado mucho mi punto de vista (que tiraba al drama apocalíptico) con respecto a estos temas, pero aun así, no creo que pueda llegar a ser nunca tan aséptica en cuestiones sentimentales.

    2. Wenceslava

      Si, si, se llega… Es rollo, vayan pasando, cojan su turno. Principalmente porque te vas hartando de los desengaños, los desamores y de que te tomen el pelo, lo bueno es que con 40 las ves venir y ya no quieres perder el tiempo… Eso si, si te pillas de verdad, lo pasas peor porque no entiendes nada… Jajaja!

  13. Sara

    Yo también creo que una cosa es la teoría y otra la práctica. Pero que tienes razón en lo principal, Alena.

    No obstante, discrepo en una cosa. Efectivamente, lo más probable es que alguien que te deja no te quiere. Pero alguien que se queda tampoco: lo hace por algún tipo de conveniencia. Cuando la conveniencia se acabe, también se irá.

    Los hay que sentir, si sienten algo, y si la conveniencia fuera adecuada se quedarían. Pero no son lo suficientemente maduros o desprendidos para valorar algo que no es ideal de la muerte o por encima de una practicidad absoluta(ej, pagar un piso, tener un status, cumplir socialmente)o de su egoísmo.

    Los que saben querer de verdad, a fuego y hielo, se queden o se vayan, me parece que se pueden contar con los dedos de la mano porque requiere un gran desarrollo personal, que la mayoría de la gente no alcanza.

    Me parece peligroso lo de esperar “encontrar al hombre de tu vida” que será el que no te deje y te ame de verdad…y que lo demás ni cuenta ni importa. Porque puede que nunca lo encuentres. Valora lo que has tenido pero date cuenta de lo egoista y limitada que es esa persona, y de lo que con ello te limita. Aunque no puedas evitar quererla o haberla querido, quiérete tú más. Sigue haciendo de ti mismo y de tu vida la mejor versión posible. Y no esperes encontrar a “la” persona, disfruta de lo que puedas conseguir y no dejes que te usen cuando ya han pasado al estadio de mirarte por encima del hombro y creer tener la sartén por el mango, porque abusarán de su poder y por mucho que te esfuerces, despreciarán lo que antes amaban, no hay vuelta atrás. No dejes que por intentar recuperar lo que teníais, te hagan creer que “no eres lo suficientemente bueno/a”.

  14. Júlia D. Barbagli

    Hahaha que gran post!!!

    Y que gran verdad, hay una pelicula con un personaje que le explica durante toda la pelicula a una chica que lo que dicen los hombres es realmente lo que quieren decir (y no desvelaré el final…)

    Pero si…nos quejamos de que no les entendemos y cuando son claros y concisos es cuando no queremos entender…será por amor propio_? Yo preferiría llamarlo desamor propio porque ese es el momento en que menos piensas en ti. Luego te das cuenta y te das verguenza.

    Por suerte sólo me han dejado una vez y ya fue dificil…así que espero que la relación de ahora, que es la mas sana que he tenido en la vida dure para no tener que mancharle nada a nadie ;)

  15. Cristina

    Este post es tan bueno cömo inútil ¿Lo sabes no?
    Las que aplaudimos ahora y creemos que dices verdades cömo puños y que¿qué coño nos pasa a las mujeres?cuando alguien nos rompa el corazon ( seamos hombres o mujeres) seguiremos autoengañandonos porque el desamor es tan insoportable que necesitamos asumirlo muy despacito ..
    Y seguiremos llenando de hongos y mocos las blusas de nuestras amigas .

  16. Stephanie

    Ay amiga si este post hubiese llegado hace 4 meses…posiblemente me habría hecho ver las cosas de una forma distinta,me habría dado fuerza y esperanza para seguir adelante y no terminar intentado recuperar a una persona que por motivos entendibles no quería estar conmigo en ese momento.

    No creo que sea una excusa, pero es mi primer amor y el dolor que sentí cuando todo se acabó me hizo olvidar quien era yo y decidir perder un poco (bastante) mi dignidad y buscarle

    A día de hoy he llegado a varias conclusiones: 1°. Fui cobarde al preferir la vía fácil que suponía volver con él y no optar por la correcta que era mandarlo a la m*** y superarlo.
    2°. Siempre me quedaré con la duda de que hubiese pasado si no lo hubiese hecho. Simplemente se lo puse fácil, y posiblemente nunca sabré si su amor es tal como para haber luchado por mi

    Una cosa que si tengo clara es que me hubiese gustado que alguna de mis amigas me hubiese hablado como lo haces tu en este post.

    Gracias

  17. Sara

    Ah, pues se me ha olvidado decir que no estoy de acuerdo con otra cosa: no, los hombres no van a ser sinceros cuando rompen contigo. Es verdad que dicen:”No quiero estar contigo” pero no añanden la verdad (“porque tengo este otro interés ahora”) sino que van a decirte cosas como “pero sólo porque ya no te puedo aguantar por esto y por esto que haces mal, es horrible, ¿quién va a querer estar con alguien así por mucho interes y buena voluntad que tenga, es tú culpa, sino yo me quedaría”.

    Y tú alucinada porque el pecado horrible e insoportable no es tal (es una tontería objetiva), o incluso es algo que esa persona presionó para conseguir de tí (ej. se quejaba de que eras demasiado independiente y después de que pasaras a dedicarle más tiempo te va a decir que no te quiere porque te ve demasiado dependiente, que no le dejas todo el espacio que necesita, y que le aburres porque tienes pocos intereses propios).

    Tampoco va a venir sólo cuando esté borracho y cachondo: va a decirte que eres muy importante para él, va a querer que le comprendas y le ayudes cuando te necesita (incluso, para llorarte cuando su actual ligue no le haga ni caso…), va a intentar meterse por medio cuando te interese otra persona… Es decir, hay muchos casos en que tampoco quieren que sigas con tu vida. Quieren tenerte a mano, pero sin las exigencias que estaban teniendo que cumplir en el papel de novio.

    Todo esto para evitar el sentimiento de culpa pasándotelo a ti (haciéndote sentir defectuosa) e intentando que no te alejes del todo, porque siempre es útil tener cerca a alguien que aún nos quiere y puede hacer muchas cosas por nosotros.

    Por cierto, que lo de las lloreras y ser monotemáticos tras una ruptura yo también lo he tenido que soportar con amigos varones. Eso sí, buscan una amiga de confianza, “lloriquear” o despotricar así delante de otro hombre sería perder su honor. Y cuando pasen esa fase jurarán que no ha sucedido.

  18. @Promotoraloca

    gran post, yo comprendo perfectamente, ya que tambien he sido el paño de mocos de muchas amigas y amigos (heteros y gays que son los mismo en el fondo) y creo que lo peor es cuando vuelven, y encima que eres sincera y le dices que no le conviene,que a vuelto con ella porque no a encontrado nada mejor en el camino etc etc es que estas en su contra y quieres romper “su maravilloso mundo”.
    Me a parecido genial el post y lo unico que podria añadir es que la gente es hipocrita por naturaleza, y que hablan mucho de sinceridad, y que quieren la verdad por delante, pero cuando le dices algo sincero dicen que vas a hacer daño.
    Asi que la sinceridad es algo perdido.
    Un besazo

  19. Verona.Firenze

    Totalmente de acuerdo contigo.
    No sirve de nada buscarle 3000 explicaciones a un “no quiero estar más contigo”.
    Cuanto antes te das cuenta que es mejor dejar el pasado en el pasado, antes recuperas tu vida y antes eres feliz. Luego te arrepientes mucho de haber estado desechando tiempo en pensamientos que no llevan a ningún sitio, dejando días maravillosos y momentos nuevos que vivir en tu nueva vida.
    Muack!.

  20. Alba

    Hola,

    Soy fiel seguidora de tu blog pero creo que nunca te había comentado. Suelo coincidir bastante contigo y tu visión de la vida, así como reírme con tu sentido del humor.

    Estoy totalmente de acuerdo en todo lo que dices pero no porque sean hombres, todos actuamos igual, he visto hombres decir “ella está enamorada de mi pero aun no se ha dado cuenta” y estar ahí como colchón emocional para ellas hasta que ella hace su vida o se va con otro, no tiene que ver con el sexo.

    A todos los comentarios que dicen que es muy fácil decirlo desde fuera pero cuando te pasa a ti crees que te mueres, decirles que sí, la primera vez crees que te mueres, pero al final por experiencia aprendes a no querer hacerte más daño e irte sin más. Y seguir con tu vida.

  21. Ronronia Adramelek

    El único hombre que me dejó lo hizo cuando estaba ya tan harta que, sinceramente, no sé si lo hizo por propia iniciativa o le estuve provocando hasta que ya no pudo aguantar más y cogió la puerta. Cuando se fue sólo sentí alivio, así que no tengo experiencia de primera mano sobre este asunto.

    Con esto lo que quiero decir es que no me atrevo a opinar mucho por eso de que “uno no sabe lo que pican las migas hasta que no come galletas en la cama.”

    Cuando quieres mucho a alguien, imagino que perderle es una -pequeña- tragedia, y en esos momentos mucha gente necesita el apoyo de sus amigos. Yo no soy así, yo me rumio lo malo sola pero me gusta llamarles inmediatamente para compartir las alegrías. Prefiero compartir lo bueno a lo malo, pero también es que no me resulta de consuelo hablar de los reveses. Es mi forma de ser. Y, sin embargo, si tengo que elegir, elijo que mis amigos me llamen cuando estén mal porque quiero estar ahí para darles apoyo cuando lo necesiten. Me han llorado por amores absurdos, por amores enfermos que les hacían daño, por amores imposibles y por amores mediocres pero siempre me he alegrado de que vinieran a mí. Pero es que yo para estas cosas… ¡siempre me visto de trapillo!

    (¿A quién quiero engañar?, jajajaja, si yo siempre visto de trapillo :) ))))

    Mi equivalente al fastidio que te produce que te estropeen una blusa es el tedio que me produce a mí que cuando una amiga se separa espere que salga con ella de bares por la noche. Yo, que no bebo porque luego tengo migraña tres días y que a partir de las once de la noche no soy persona. Odio esa parte de la amistad en las rupturas, esa sí que la odio :) ))

    1. INTERSEXCIONES

      Tu frase fetiche de las migas me ha recordado un comentario tuyo de hace más de un año y medio, y he vuelto a sonreír pensando en el tiempo que llevas “conmigo”:)

      Lo de la blusa es un decir, lógicamente. Pero la parte de las bares nunca ha sido molesta para mí hasta ahora. Será que me estoy haciendo mayor.

  22. erre_ele

    Yo estoy totalmente contigo, pero claro, no he tenido la experiencia, nunca me han dejado, y es un verdadero coñazo, porque cuando leo tu post, o Cuando escucho a mis amigas llorar por los cabrones que la dejan, no soy capaz de empatizar, siempre pienso como tu: pues dejalo, y que le jodan, sigue tu vida!! Pero presiento que no debe ser fácil, ya que casi todas las mujeres dejadas les cuesta seguir. Salu2

  23. erre_ele

    Yo soy incapaz de empatizar con las mujeres dejadas, ya que no he pasado por ello. (no digo afortunadamente, xq creo que a la larga sería una experiencia enriquecedora de la que se puede aprender) así que siempre intento dar el mismo consejo: no olvides que lo que no te mata, te hace más fuerte. Salu2

  24. yo

    A mi me dejaron anoche. nos llevamos muchos años de diferencia de edad y obviamente, nuestros “objetivos” y nuestra forma de vivir es muy diferente. Eso nos lleva matando muchos meses a broncas. pero nos queremos muchisimo, eso ninguna duda.
    ahora me dice de quedar y no se que hacer porque los problemas no se solucionan tan fácil y volveremos al mismo bucle pero tampoco quiero que se acabe y supongo que si quedo acabaremos volviendo (como otras veces)
    no se que hacer…

  25. Anonymous

    Acabas de decirlo “cada caso es un mundo”, cada corazón siente de distinto modo y a cada uno le duele lo suyo.
    Duele a morir, si, mucho. Yo estoy en una segunda oportunidad y sigue doliendo, pero si después ese dolor ha merecido la pena no habrá importado, sobre todo si hay amor verdadero y respeto. La pelea es larga, igual que cuando lo haces contra una enfermedad, no puedes rendirse porque mientras hay vida hay esperanza, pues con el amor igual, mientras lo hay, mientras lo sientas muy dentro de tu corazón habrá un motivo por el que seguir luchando. Yo pelearé hasta el último suspiro hasta el último latido, porque mi corazón late por esa persona y él siente lo mismo aunque duela y cada dia tengamos una dura batalla. Ganaremos, seguro. Todo por amor. Carmen.

    1. Espoir

      Joder! Con todo el respeto, no sé si estás hablando de una pareja o de la conquista de América. A mí mi madre siempre me ha dicho que con querer no hay bastante, que además te tienen que querer bien. En fin chica, buena suerte en tu lucha; pero creo que al lado de alguien menos guerrero las cosas te resultarían más fáciles… Saludos.

  26. Mme. Noémie

    Por experiencia, me casi-dejó un hombre en mi vida y fue por un fallo mio, así que tuve que recular y pedir disculpas y enmendar el fatálico error…
    Supongo que es más fácil hablar que hacer, como dicen muchos por aquí, pero estoy muy de acuerdo contigo, sobre todo en el último párrafo Alena. Eso sí, dejando un tiempo prudencial para levantarte, secarte las lágrimas y seguir para delante… que creo que eso lo necesitamos todos: mujeres y hombres ;)

  27. Arantzazu

    Echarse las culpas, sobre todo, si todas tus relaciones(todas,todas) han sido a larga distancia. Si tu llevas todo el peso, si te riges respecto a un horario en el que las 20h diarias no te las quita nadie. Lo peor? No aprender y seguir confiando,no en ese, en otro, y así sucesivamente. Al final la lista se te hace enorme y ni te has dado cuenta. En fin, el post tiene toda la razón. El que quiere encontrarte sabe cómo hacerlo, a veces, meses o años después, sólo hay que seguir adelante y olvidar. Es un imán, en cuanto olvidas, regresan, lo curioso es que no todas deciden dejarse regresar.
    Un saludo! ;)

  28. Irene

    Que qué opino del tema? Esto:

    “Un hombre que te quiere de verdad no va a dejarte. Un hombre que no te quiere no es tu hombre. Deja de rezar para que vuelva, deja de seguir siendo amiga suya ayudándole con los trabajos de la uni o comiendo de vez en cuando con su familia; deja de liarte con él de vez en cuando. SE ACABÓ. Y si quiere volver, pero volver de verdad, con todo lo que eso conlleva, déjale currárselo. Todo el mundo se equivoca. Y cada uno tiene que ser responsable de sus hechos. Así que, mientras lo va haciendo (o no), tu vida sigue siendo tu vida. Y despreciarla, seaq por quién sea (pareja, amigo a un ex), no merece la pena.Las segundas partes nunca fueron buenas. Eso dicen. Puede que lo sean, pero al día de hoy no puedes saberlo. Y lo más sensato es cortar por lo sano, para no tener que cortar por lo enfermo.”

    Tal cual :) Que conste que no te he manchado ninguna camisa o bonito chaleco tejano :)

  29. Anonymous

    Me ha encantado el artículo, me he muerto de risa, y me ha ayudado, llevo dos meses y medio martirizándome por un “inmaduro impulsivo” que después de 2 meses maravillosos de cariño, atenciones, y demás, me dejó porque estaba muy estresado y no me podía compatibilizar con el trabajo, y además queria experimentar. Cortó de raiz algo precioso que estaba naciendo, por miedo.Yo ni me lo esperaba porque él mismo me decia todos los dias lo maravilloso que era lo nuestro y yo tambien lo pensaba. A la semana de dejarme ya me estaba diciendo de quedar y el orgullo pudo más, asi que esperé casi dos meses y le vi, fui fuerte, y le dije que no quería estar con alguien como el. Pero todavía le quiero ver y fantaseo con la idea de que nos liemos, y no he tenido fuerzas para echarlo de facebook y skype. Me estoy volviendo más que loca. Después de leer el post me dan ganas de cortar por lo sano, pero no se que hacer…Todavía tengo el “bicho” :(

  30. Miss Empty

    Me parece muy duro y frío todo lo que dices, además de estar lleno de prejuicios bajo el manido lema de “todos los hombres son iguales”. Y no creo que todos los hombres sean iguales ni todas las relaciones tampoco. No creo que cuando un hombre dice X, quiera decir Y por cojones, creo que eso depende de la persona y no hay un diccionario común a todos los hombres.

    Creo que decirle a alguien al que el amor de su vida acaba de dejar de la noche a la mañana sin más explicación que “no quiero estar más contigo”, asúmelo, se acabó y punto, es cuanto menos muestra de una insensibilidad absoluta. No somos ordenadores y no porque alguien introduzca el comando “dejar relación” nosotros nos ponemos inmediatamente a formatear el disco duro. Porque incluso aunque fuésemos capaces de borrar de nuestra memoria física todas las imágenes que atesoramos de esa persona y de lo compartido juntos, cosa que además es imposible, siempre seguirán ahí los sentimientos. En todo el post no has hablado de algo tan simple y humano como “echar de menos”. Estudia el concepto y a lo mejor dejas de ver a tus amigas como destroza blusas patéticas y ridículas.

  31. Anonymous

    Me gusto mucho este artículo, me sentí totalmente identificada con Carmen (no me enorgullezco por eso, obvio) pero creo que estas cosas son parte de la vida misma, yo apenas empece ese proceso de entender que por más que quieras a alguién si esa persona no te quiere, no hay nada que hacer… Ahora creo que después de más de 3 años me ha caído el veinte, todo sucedió de hecho esta mañana así que espero que el proceso que le continua sea lo más llevadero posible y digo llevadero porque estoy segura de que es lo más sano. De verdad quiero confiar en que todo va estar mejor sin él porque sinceramente cada vez me sentía más hundida.

  32. Zurh

    Que buen articulo! a ver si las mujeres espavilamos ya ché! nadie debe arrastrarse ante nadie y si alguien piensa en dejarte q le den buen viaje xq no se merece lo q le ofrecemos, puedes llorar pero un par de dias, el tercero es para reirse y reanudar tu vida propia sin compartirla con nadie y hacer la q te gusta hacer, q seguro q con el no podias hacer, seguro segurisimo jaja

  33. Avatar de JuanitaJuanita

    Hola a todos, estoy orgulloso de testificar este testimonio. Vi un post sobre cómo una señora consiguió a su marido de nuevo y decidí probar el lanzador de conjuros que la ayudó porque mi relación se estrellaba. Aunque nunca creí en hechizo, lo intenté a regañadientes y lo contacté en su correo electrónico ([Prophetakeem@gmail.com]) porque estaba desesperado, pero para mi mayor sorpresa, el conjurador de conjuros Profeta Akeem me ayudó a recuperar a mi marido, después 5 meses de separación y mi relación ahora es perfecta tal como él prometió. Mi marido ahora me trata como a una reina, incluso cuando él me había dicho antes de que él no me ama más. Bueno, no puedo decir mucho, pero si estás pasando por dificultades en tu relación, ponte en contacto con Prophet Akeem en su correo electrónico: [Prophetakeem@gmail.com]

Deja un comentario

TE PUEDE INTERESAR

rechazos
Relaciones

Mujeres holandesas de Amsterdam

Por Edu Batet | 13 mayo, 2016

Dice Joaquin Sabina que amor se llama el juego en el que un par de ciegos juegan a hacerse daño. Igual no hace falta llegar hasta el amor. A veces, e...

CONTINÚA LEYENDO >
relaciones toxicas
Relaciones

Yo soy tóxica. Pero tú también

Por Alena KH | 9 mayo, 2016

Hay tres cosas que están muy de moda últimamente: meditar, comprar libros para fotografiarlos y aislarse de las personas tóxicas. Lo de meditar tie...

CONTINÚA LEYENDO >