Sociedad

Follar

Venga, habéis visto el título y a cotillear, claro. Si pongo “Crema”, entraríais los aficionados a la belleza. Si lo titulo “Zapatos”, tendría a algunas mujeres online en espera de un articulo sobre la típica obsesión femenina ( ¡no soporto la palabra “obsesión”, qué insana es!) Pero lo he llamado “follar” y aquí os tengo. [...]

Venga, habéis visto el título y a cotillear, claro. Si pongo “Crema”, entraríais los aficionados a la belleza. Si lo titulo “Zapatos”, tendría a algunas mujeres online en espera de un articulo sobre la típica obsesión femenina ( ¡no soporto la palabra “obsesión”, qué insana es!)

Pero lo he llamado “follar” y aquí os tengo. No ha sido una manera de llamar vuestra atención. Tampoco de crear polémica, ni conseguir un “retweet” o “fav” en Twitter (donde hay la palabra “follar”, hay un “fav”). No. No nos engañemos. Follar nos gusta a todos. Follar enriquece. Follar no ocupa lugar pero sí, un espacio importante en nuestras cabezas.

Y aun así, la palabra “follar” nos parece grosera. La separamos de “hacer el amor” (suponiendo que es lo mismo pero de forma suave y algo más sentimental, como si no se pudiera follar con tu pareja o hacer el amor con un desconocido), de “practicar sexo” (que utilizamos para ser algo menos bruscos y bastante más educados), de “echar un polvo” (nos referimos al sexo rápido, pero que nos suena algo despectivo y poco romántico). La separamos. Follar es malo como palabra y exageradamente morboso como acción. Es un “vulgarismo”, según la RAE, algo que utilizan los “vulgos”, que a su vez son “las personas que en cada materia no conocen más que la parte superficial”.

Primero nos han enseñado que las señoritas no follan, las chicas de bien hacen el amor. Para follar están las putas o las frescas. Con ellas se folla y con las buenas (como nosotras) se casa. La intención de una chica de bien es casarse, así que de follar- nada de nada.

Luego, a la edad algo más madura, nos cambian de profesor, y el último nos cuenta que lo ideal sería parecer una princesa de día y una guarra de noche. Y claro, las guarras follan. Cambio de planes. Duro. Muy duro. Teniendo en cuenta que nos han creado en una escuela de recatadas, tenemos que contradecir a la educación recibida y nos encontramos con un conflicto interior tremendo.

Y allí estamos: algunas con sus 20 y otras a los 30. Rodeadas de esta sociedad absurda en la que nos cuentan que follar, además de ser grosero lingüísticamente hablando, es de las películas porno, rollos de una noche o, si me permitís, un error de la borrachera (ese memorable y vergonzoso error). Resulta que tener instinto animal, como lo llaman, es más bien propio de hombres: ellos son los rabos andantes con todo el derecho y fundamento, mientras que las mujeres somos unos seres tranquilos, comprensivos y no especialmente necesitados.

El mito de que el sexo es más importante para los hombres que para las mujeres no es un invento exclusivamente masculino. Nosotras lo apoyamos con un empeño envidiable, como si nos pagasen por ello. Primero, para justificar que “el cabrón aquel no es que sea cabrón, es que es un hombre”. Segundo, para aplastar unas a otras, triturar, estrujar, martillarnos entre todas, como de costumbre.

Me acuerdo que una compañera de trabajo me habló de la otra: “Tía, salimos de marcha ayer. Con Mónica. Hablamos de todo y con la tercera copa salió el tema. Le pregunté cuantos se había tirado a lo largo de su vida. ¿Sabes que contestó la tía? “Más de 50, creo”. ¡Con 24 años que tiene! Hay que ser puta,eh”. Está claro que la “puta” no es la que folla, sino la que lo cuenta.

Confieso no haberme sorprendido de que la llamen “puta”, básicamente porque no es nada nuevo entre las mujeres. Mi atención se desvió hacia otras dos cosas: que la gente se interese por la cantidad de las personas que hayan tocado tu entrepierna, y la otra- lo poco que saben de matemáticas. Suponemos (y en este caso es cierto) que Mónica jamás había tenido una pareja estable y que había perdido la virginidad a los 18 años. Así que lleva 7 años en el “mercado”. Si folla una vez al mes, cambiando de amigo, (¡Una vez! ¡Si no es nada!), debería haber estado con 84 hombres en su vida.

¿Y?

Eso yo, que hago un cálculo fácil para justificar a Mónica… Pero no paro de preguntarme: ¿a quién le importa la cantidad de polvos que haya tenido? Parece que a muchos. ¿Sabéis por qué? Antes de sacar la conclusión, os explico dos curiosidades más.

Laura, 30 años, amiga de una amiga, lleva 1 año en pareja. Después de los dos gin tonics bien cargaditos empieza a hablarnos de sexo, un tema que para mí es tan natural como cualquier otro. Comenta que su novio se aburre en la cama con ella: “Me dice que le gustaría que se la chupara más veces, no siempre, pero al menos de vez en cuando. Pero a mi no me gusta, ¿sabes?”. Sí, 30 años. Sí, un año en pareja.

Marina, mi amiga, 28 años. En una charla que tenemos sobre cómo gestionar tu tiempo (time management), me pide que le cuente- paso por paso- TODO lo que hago desde que suena mi despertador hasta que me acuesto (quiere aprender a organizarse. Vaya ejemplo a seguir, no sabe donde se mete).

- Mi despertador suena a las 8.30, lo apago (¿no quería detalles?), y empiezo a despertarme, así tengo 30 minutos más para estar en la cama: abro los ojos, recuerdo con qué he soñado, me masturbo y me levanto contenta.

- ¿Cóoooomo? Te… ¿masturbas? Oye, quería saber los detalles, pero esto es asqueroso.

- ¿Asqueroso?

- Tia, no me fastidies, ¿todas las mañanas?

- Todas todas no, pero la mayoría. Me gusta el sexo por las mañanas. No hay nada malo en ello.

- Tú estás mal de la cabeza, pero sigue…

Volvemos a la pregunta de antes: ¿a quién le importa la cantidad de polvos que haya tenido Mónica? Parece que a muchos. ¿Sabéis por qué? Porque somos unas reprimidas. Porque aun viviendo en el siglo XXI el término “follar” sigue sin ser una palabra más en nuestro vocabulario. Utilizamos “practicar sexo”, porque en realidad no sabemos follar. Follar- practicar sexo sin vergüenza, sin remordimientos, sin darle más importancia de la que tiene. Porque en el fondo, la razón por la que nos fijamos tanto en la palabra en sí, el motivo por el que nos escandalizamos- es por darle demasiada importancia al sexo. ¿Por qué? Porque no lo dominamos, no lo tomamos como algo natural. Tenemos demasiados tabúes: afirmamos que no nos gusta algo que ni siquiera habíamos probado. Negamos a experimentar, tememos que un hombre nos tache por frescas si tenemos sexo en la primera cita, si se la chupamos en la segunda o si se entera que habíamos estado con algunos de sus conocidos. Nos escandalizamos si pillamos a nuestro novio masturbándose viendo porno, suponiendo que lo hace por estar insatisfecho y volviéndonos histéricas por el simple hecho que se ponga caliente al ver a una actriz porno. ¿A tí no te pone? (Que levante la mano la que no se fija más en una tía. Cuando véis porno, digo.)

Me diréis que las mujeres de hoy ya somos sexualmente libres. Estáis igual de equivocadas que las que pensáis que el machismo ya no existe. Las que me estáis leyendo sois lo suficientemente liberales, creo, pero os aseguro que la mayoría de los hombres con los que he hablado sobre el tema (y son muchos,) me comentan que hay tantísimas mujeres reprimidas, que parece mentira. Y les creo, eh.

Os invito a reflexionar. A dejar los prejuicios y a hacer cualquier cosa que se os pase por la cabeza. Hacerlo de verdad, experimentar, amar, follar, masturbarse y ver el porno, leer los libros (los más malos también) e informarse. Porque solamente tras haber visto/leído/experimentado un poco de todo (de bueno y de malo), podréis disfrutar de las cosas, sabiendo lo que realmente os gusta.

También os invito a juzgar menos y a divertirse más; a follar bien, y mucho si es posible. Y lo importante: dejar de darle tanta importancia. El día que la palabra “follar”os suene igual que “comer” o “ir de compras”, podremos presumir de haberlo superado.

¿Y tú? ¿Cómo lo llevas?

www.intersexciones.com

¿TE GUSTA?  

+2 -0

Follar  Sociedad  Tabúes  

45 comentarios

COMPARTIR


Alena KHPor
Alena KH

La palabra “ex” me ha acompañado durante gran parte de mi vida. Soy la ex-soviética, la ex-esposa, la ex-bailarina.

ÚLTIMOS POSTS

45 COMENTARIOS

  1. Cristina

    Lo llevo bien .
    Pero tienes razón he tenido una educación donde esa palabra es básicamente ordinarìa salvo para conversaciones con amigos muy íntimos .
    Decir ” hacer el amor “me parece de la institutriz cantarina de “Sonrisas y Lagrimas” así que yo digo. ” estar” .
    Jajaaaaa
    Me faltan años para estar liberada de lenguaje ….
    De lo otro progreso adecuadamente , aunque podría mejorar .
    Muy lista por este post

    Te quitas del tirón a unas cuantas ñoñas .

  2. asier_salvo

    Simplemente genial.
    Creo sinceramente que si todo el mundo se informase, leyese, practicase,… fuese capaz de probar, olvidarse de prejuicios, actitudes erróneas, estereotipos y demás estupideces absurdas que al final no hacen mas que reprimir los gustos reales.. todo, absolutamente todo, en el mundo del sexo iría mejor..

    entrada brutal

    :)

  3. Anonymous

    La última vez que me lié con un tío(incluido sexo de todo tipo la primera noche que le conocí)tuve que aguantar todo tipo de “críticas” por parte de las que se suponen mis amigas-conocidas..ellas me hicieron sentir como una auténtica puta…

    Así que,evidentemente,seguimos viviendo en una sociedad hipócrita y supuestamente puritana..

    Por cierto…volvería a repetir esa noche,puesto que seguramente tuve mejor sexo en esa noche,que todas las que me criticaron en años..

  4. J

    Como siempre, increíble post!
    Un detalle, puede que nosotras seamos unas reprimidas y que incluso ellos lo piensen, porque por mucho que nos modernicemos si después un “gilipollas” te dice que te pasas de lista por querer hacer esto y lo otro fuera de “lo normal”, al final acabas siendo una reprimida y haciendo las dos posturas básicas que hacían nuestros padres. Eso sí, ellos te pedirán algún día, algo que otro amiguito suyo les ha dicho que es la leche, y si tú no lo quieres hacer, ahí está, reprimida.
    Lo que tú dices, es bueno experimentar y probar para saber lo que te gusta y me parece bien.

  5. Nevereverland

    Lo llevo estupendamente bien, cada día más y mejor. Eso sí, lo triste es quien le pregunta al amigo por cuantos se folla y no busca quien le folle bien a él o ella. Totalmente de acuerdo con tu post, yo hablaba de algo parecido en mi blog el otro día por un juguetito maravilloso que me regalaron mis amigas….en mi opinión hay que ser más puta y menos cotilla!!!!

  6. Francisco Javier

    Las palabras son para quienes las reinvindican y dan ejemplo con ellas. Si para reivindicar las palabras hace falta provocar un orgasmo practicándole un cunnilingus al propio diccionario de la RAE, habrá que correr ese riesgo.
    De las equis mujeres que han pasado por mi vida, algunas olían a sacristía, a polvos pasados con la luz cerrada, pero otras fueron divertidas y libres para llamar a cada cosa por su nombre.
    A mi no me gusta que los sentimientos se confundan en la cama por utilizar tal o cual palabra.
    Follando se respira libertad, nos hace libre e iguales, sin creencias o prejuicios, realmente estamos desnudxs ante el otro. Sólo las sábanas ocultan nuestras imperfecciones.
    El lenguaje perverso es aquel que nos atiza y nos frustra, el que nos secuestra las voluntades, el que espera de nosotros que sigamos lo que la naturaleza nos exige por interpretación de unos estúpidos.
    Follar es una palabra con futuro, siempre lo ha tenido. En esta época de crisis, salir como los aventureros a conquistar camas, coches, aceras y parques es lo más asequible que nos queda a los que creemos en la palabra. Follar desde siempre fue hablar con los sentidos, cuando nos dejaremos hablar sin tapujos.

    Pd: Aburridxs y secuaces de la RAE, salid y follad, la teoría no puede estar ajena a la práctica.
    Saludos y felicidades por la página.

  7. Ligeia

    Milongas las justas. Follamos. Luego si le queremos poner el halo de romanticismo decimos “que hacemos el amor”, menuda chorrada.

    Y el sexo es importante para todos: llámese Manolo, llámese Julia.

    Señorita, cada día me gusta más su blog :)

  8. Juanjo Morcillo

    Muy de acuerdo. No sé si por tema histórico o por qué pero las chicas mayoritariamente estáis muy reprimidas. Otra cosa que notado yo como hombre y hablándolo con mis amigos es que a veces en pareja las chicas empezáis que queréis un poco de todo y luego al poco tiempo cuando ya lo tenéis mas seguro no queréis salir de las 2 posturas clásicas y darle gracias… un poquito de porfavó chicas…

    El día que podáis decir follar con toda libertad es verdad que lo habréis dejado atrás.

  9. Otto Garcia

    Este post es de vosotras, chicas, pero yo apoyo lo que dice Alena y es muy cierto: Hay muchísimas mujeres reprimidas, y parece mentira, viviendo en el país de la fiesta y cuerpos morenos (topicadísimo, que por cierto también en el extranjero a l@s español@s nos tienen en un pedestal respecto a la belleza física).

  10. Inés (Boho Deco Chic)

    Se lo he pasado a mi chico y me ha dicho…”pues alee a follar” JAJAJA el encantado ademas añade que te lea mas a menudo… no se como tomarme eso eh. yo la verdad es que no siento que sea un tema tabu porque eso e una practica que hacemos TODAS, con novio, sin novio… solas … que mas da es algo natural que te pide el cuerpo y no hay mas, que si, que si dices follar te miran con cara de ordinaria (solo las mujeres) los hombres se frotan las manos … pero en definitiva es lo que hacemos porque que despues de hacerlo esa persona sea un desconocido o te abracen con todas sus fuerzas es otro tema, el acto anterior es el titulo de este post.
    A nivel general nos han educado un poquito fustradas, bueno a algunas a mi mi padre con 12 años me sento con un platano y me enseño a poner un condon mas que nada por tener la charla y por si le pasaba algo llegado el momento me quedara claro que una vez termine fuera rapidamente no se vaya a escapar algo… asi que sinceramente no me asusta el tema y he visto pelis porno en pareja para probar….en esta vida todo hay que alimentarlo hasta el sexo

  11. Anita Patata Frita

    Hasta hace unos años en mi grupo follar era un poco tabú, eramos demasiado jóvenes o nos sobraban amigas a las que pasamos de contarles temas que luego sirven para ponerte de “puta pa'rriba” ahora que somos un grupo pequeño y de amigas de verdad hablamos de follar como de comer y si, entre nosotras están las “normales”, las “reprimidas” y las “putas” pero lo hablamos todo y no nos criticamos, aprendemos en común muuuucho y además nos lo pasamos pipa. Eso si yo paso de hablar de estos temas en alto y cerca de las marujas de la zona que para que me critiquen no hace falta darles motivos, y si la gente está muy cortada de hablar del tema en público, pero vamos que es vida íntima tampoco hay que comprar un megáfono y contar a todo el mundo cuantas veces te tocas o no te tocas.

  12. Alx

    Me parece muy interesante, como casi siempre.
    Pero pienso que es casi pura teoría, y para muchas personas hay una distancia enorme a la hora de la verdad entre la teoría y la práctica.
    Lógicamente habrá excepciones. Pero la entrada me sugiere dos ideas:
    1.- hasta para lo más insignificante el ser humano tiende a pretender una exclusividad. Será el principio de sentirse único o especial, que siempre es estimulante, o será la necesidad de aparcar inseguridades, que a priori deberían estar fuera de lugar en encuentros iniciales como los que describes, pero mi experiencia me dice que poca gente es capaz de quitarse el peso de la etiqueta de frivolidad si no toma la postura “socialmente aceptable”.
    2.- la gente que sí cree que se quita esa etiqueta muchas veces no sólo no se la quita sino que se la tatúa, auto convenciéndose de que la frivolidad es el camino.
    Desde mi punto de vista es darle demasiadas vueltas a todo y con demasiada antelación.
    Ni se trata de coleccionar amantes a ver quién gana ni evitar lo que te pida el cuerpo.
    Procurando ser lo más consecuente posible con un mismo en cada momento, sin prisas ni imposiciones, se vive mejor. Ya sea con una pareja diferente cada día (bueno, cada dos, para tener tiempo también para uno mismo, jeje), o con parejas de larga duración (eso sí, mientras no duren más de lo que deben durar, que las fases decadentes siempre se las puede uno ahorrar).

  13. Ishtar

    Jajaja! Lo llevamos como podemos!!

    He de reconocer que hablar de sexo con naturalidad es mi asignatura pendiente (me cuesta más hablar que actuar); tengo una amiga que le encanta hablar tratar el tema, en cualquier momento y situación, y si puede ser un tono de voz alto, pues mejor.

    Cual fue mi sorpresa cuando un día le comentaba sin entrar en detalles que la noche anterior con mi pareja habíamos follado hasta el agotamiento, ella me miró escandalizada y me dijo:
    - Jo, tia como eres, ¡Follando!

    No entiendo repentina esa mojigatería, a mi me parece una palabra como otra cualquiera, pero ya veo que es algo más general de lo que yo pensaba.

    Me ha encantado lo de la paja matutina, en mi caso es nocturna, preludio de un dulce y largo sueño.

    Besos a todxs!

  14. Blurp.

    1. Echarle un vistazo a “Joven y alocada” (es genial, genial, genial… http://www.youtube.com/watch?v=rdXszeyZWIM)

    2. Creo que a una le influye muchísimo la educación que haya tenido. Si los padres tratan el tema con discreción o con total libertad anti-tabúes… eso te marca. Normal, los padres suelen ser los ejemplos a seguir. Creo que tienes que tener la cabezota muy clara para “salir” de eso, romper barreras…
    Mis padres los considero discreto-liberales. Mi madre no dice que no -y lo dice enserio!- cuando invitas a tu novio a dormir a casa, pero se olvida de acompañarte al ginecólogo y adiós a la charla preparatoria-explicatoria de la menstruación a los 11 años (cuando un hombre y una mujer se quieren…). Admito es es un tema que da vergüenza tratar en casa, supongo que por previa educación de mis padres, o porque mis hermanas son muy chicas todavía.

    3. Hay que quitarse la vergüenza!!! No hay motivos por los que esconder que eres una mujer, una persona con instintos y necesidades. También es importante tener las cosas claritas. No sentirte-transformarte en un objeto y follar, follar sin despeinarte para luego contar que te has tirado a tres, has tenido 6 orgasmos estupendos, etc. Callarse las cosas por vergüenza me parece igual de mal que fardar de cosas que no sientes, sólo por parecer una campeona con una vida sexual muy excitante y satisfactoria. Eso es mentirte a ti misma, pero cada una sabrá lo que hace y dice.

    Me quedo con eso de destapar la vergüenza por ser mujeres y personas, como si tuvieramos que disculparnos por ello y tener la cabeza clara, muy muy clara para sentirse bien hagamos lo que hagamos.

  15. Alainmola

    Sencillamente genial ALena. Al final no son más que palabras, quiero decir simples vocablos, no muerden ni te pegan…

    Me encanta el blog, cada día me sorprendes con algo nuevo.
    BON DIA.

  16. Chicca

    1º Mujeres y hombres tenéis que ver el documental EL CLÍTORIS
    http://t.co/atFkAvv7 Es obligatorio.
    2º Muy cierto que hay muchas mujeres reprimidas. La mayoría de las chicas tienen su primer orgasmos tras años de relaciones sexuales mientras que los hombre años antes de tener su primera relación sexual.
    3º Los hombres son los primeros que nos ven o virgen o puta; no solo son paranoias femeninas. Cuando he sido liberal en la cama con un hombre, la mayoría de las veces se ha asustado y no se ha vuelto a saber nada de él.
    Desgraciadamente, no solo se te insulta sino que también se te desprecia. Cosa por la que no quiero pasar simplemente por echar un mal polvo con un retrasado. Putada? Muchísima pq desgraciadamente no me siento todo lo libre que soy en realidad. Ah! Esto en otros países europeos no pasa, Españoles abríos de mente. Y, hay mucho chico que no sabe ni tocar a una mujer a sus 30 años… por eso paso de polvos de una noche a no ser que esté muy claro que hay muchísima atracción sexual y el chico sepa lo que se hace. La mayoría de las veces ha sido una pérdida de tiempo.
    4º Yo siempre estoy dispuesta a hablar de sexo y sin tabúes. Pues no he aprendido yo en ese tipo de charlitas!!

    Ojalá, de una puñetera vez se dejasen las put.. etiquetas por hacer y dejar de hacer.
    :)

  17. Mme. Noémie

    Totalmente cierto, muchas mujeres somos unas reprimidas o lo eramos por la educación que nos han dado… hay que practicar y experimentar como tu dices porque hasta que no pruebas las cosas no puedes decir si te gustan o no y tampoco si aquella es puta o no…

    Yo es que siempre he sido mucho de follar y mis amigas se escandalizan cuando utilizo ese vocablo! En fin…

    Besitos!

  18. David

    Nada nuevo bajo el sol pero una verdad “oculta” o que se trata de ocultar. Muy buen articulo como siempre haces.

    Lo que me hace gracia y esto lo digo bajo mi criterio, es que los hombres tenemos la fama de poner la etiqueta de puta a las mujeres pero realmente pienso que son ellas las que se lo ponen unas a otras.

    Saludos!

  19. Silvia

    Buenas! Me ha gustado este post, sobre todo por la referencia a la hipocresía que tenemos a veces entre las mujeres. Es un tema que siempre me ha llamado mucho la atención, ese “qué zorra! Se lió con dos ayer”. Y qué? Mejor para ella y para ellos, tres personas un poco más contentas. Tengo 18 años y mi grupo de amigas en general es bastante mojigato. El otro día una de ellas dijo “tal y pascuala ya lo han hecho… Que pronto se vende la gente” refiriéndose a la chica! Me pregunto si realmente esta gente tiene esas ideas tan vacías, oscuras y perversas del sexo; o si simplemente buscaba la aprobación de mis amigas con sus “ya ves tía”. En la misma línea una amiga el otro día me decía “en serio? Te tocó el culo?” (lo juro!) cuando yo le contaba que un chico me había metido mucha mano… En fin, si el sexo es bueno por qué hay que pervertirlo? tampoco me gusta ser indiscreta hablando, pero no pienso mentir.
    Y esos tíos que califican de guarra a una chica con la que han tenido algo, Qué era entonces lo que querian? ESOS son todos unos pringados y unos simples, y desgraciadamente (al menos en mi entorno), son muchos.
    Un besazo!

  20. Luzhilda

    Hace unos meses salí a tomar algo con las compañeras de mi curso del IED, de muchas nacionalidades y todas más o menos de mi edad. Resultó que yo era la única rara que veía porno. Y es en serio, no es que ellas no confesaran, es que de verdad no veían porno!! No lo puedo entender.

  21. Ronronia Adramelek

    Para mí hacer el amor es leer por la noche con la cabeza recostada sobre la tripa de mi montañés o cuando él me mira a los ojos y me dice que me quiere hacer vieja; cada vez que me roza la mejilla con el dorso de una mano al cruzarnos en el pasillo; el beso que me roba cuando coincidimos a solas en el ascensor del trabajo, saber que se sacaría la cuchara de la boca para darme de comer a mí. Lo otro, esa cosa que tiene así como que ver con el sexo y que conlleva jadeos, sudores y la sensación de estar espectacular y gloriosamente vivo, eso es follar como está mandao y con sus dos preciosas y sonoras ll que son como música para mis oídos.

    Prejuicios hay muchos y la educación religiosa, especialmente la católica, ha hecho y sigue haciendo un daño irreparable a mucha gente que gracias a ellos se morirán sin saber lo que es follar en condiciones. Hay sin embargo también un momento para intentar dejar de echarle la culpa a la educación y hacer un esfuerzo consciente y mantenido para tomar el control de tu propia vida. Digo intentar, desprogramarse no es fácil.

    Tengo que reconocer que mis curas del colegio no hicieron nada ni bueno ni malo por mi educación sexual, pero la moral católica de su tiempo a la que sí le estropeó el sexo de por vida fue a mi madre, dejándola tan marciana que es incapaz de entender porqué una cosa tan aburrida y tan fea es un motor tan grande para el resto de la gente. Mi madre, la pobre, se pasó años diciéndome que el sexo estaba sobrevalorado y que sólo les gustaba a los hombres y, además, que ellos sólo van a lo que van y si te acuestas con ellos te dejan inmediatamente después; que ninguno se casa con una mujer que ya ha “pasado” por otro; que una vez que lo haces ya sólo te van a tratar como a una puta.

    Así que cuando empecé a enredar con mi primer novio, aunque racionalmente me parecía que aquello era una gilipollez, de una forma inconsciente tenía miedo. Total, que llevábamos unos días explorando todas aquellas prácticas no desvirgantes que se nosocurrían cuando una buena noche, antes de dormir, me dije: “Yo creo racionalmente que esto es una gilipollez y si él me deja tal y como vaticina mi madre, entonces es un gilipollas y, mira, si lo es, mejor saberlo ahora que cuando le quiera más. Yo no quiero una vida con un tipo que piensa así. Si luego no ser virgen hace que haya tíos que salgan corriendo pues, vaya, mejor para mí, porque no me harán perder el tiempo.”

    Y ya. Ahí se largó toda la labor de zapa de mi madre por el desagüe del pensamiento crítico. Desde entonces, jamás, ni una sola vez ha dejado de llamarme un tío por follar con él, sino posiblemente todo lo contrario. Es una de las pocas cosas de las que no cambiaría nada en este mundo, a mí tal y como está, el sexo me parece perfecto. No tengo ni idea de cuáles son los prejuicios, de si es elegante o no llamarlo así, de cómo supone nadie que debo ser en la cama. Sólo sé que cuando se cierra la puerta del dormitorio soy libre, soy hermosa y soy feliz y sé que al final acabaré mirándome los dedos de los pies y riendo y que vale la pena luchar activamente para que todas las mujeres del mundo puedan disfrutar a tope algo que es inherentemente natural y bueno.

  22. mentalhesitation

    LLámalo como quieras….follar, hacer el amor…hagas lo que hagas, y como y con quien lo hagas no es lo que importa, lo que importa es que tú estés bien contigo mismo y con la otra persona, que hay que follar, se folla, que hay que hacer el amor..pues se hace!!!!!!!!!!!!!!y que tire la primera piedra, la que no haya follado, !!!!!!!!!!!!!!!!!
    perdón por mi lenguaje, como me lea mi madre, pensará que toda mi educación en colegios de monjas y en colegios Suizos, no ha servido para nada jajja pero es que hay cosas que hay que llamarlas por su nombre..sin mas ni menos
    Muak;)

  23. erre_ele

    Yo, una vez mas, tengo que dar las gracias a haber leido tanto super pop de pequeña, yo soy de las que me gusta y disfruto con el sexo, llamale follar, hacer el amor, o pegar un polvo, pero reconozco, que al menos donde vivo, hay Muchas reprimidas, se escandalizan si digo que me gusta follar y eso que llevo 16 años con mi pareja!!

  24. Mirna

    Como siempre, genial el post! Y muy de acuerdo contigo, todavía hay mucha reprimida y sobre todo mucha hipocresía entre las mujeres, por desgracia en España criticar es deporte nacional. Con la mayoría de mis amigas siempre acaba saliendo el tema del sexo, pero a pesar de que muchas van de liberales todavía hay muchos prejuicios y tabúes (véase, sexo anal, sexo oral, o acostarse con un tío que acabas de conocer)
    Es normal que cuando empiezas a experimentar con el sexo haya cosas que te den vergüenza o que no sepas todavía disfrutar del todo, pero a medida que va pasando el tiempo la gente debería madurar respecto al sexo y dejarse de represiones y tonterías que la vida son dos días y hay que disfrutarla.
    Si la gente follase más habría menos problemas en el mundo!!!

    Besos

  25. Claudia G-M Cienfuegos

    Estoy muy muy de acuerdo contigo..pero no sabes hasta que punto!!
    Sinceramente, follar, hacer el amor, o tener sexo nos gusta a todos, o eso o que no nos lo saben hacer bien.
    Y yo no digo que no haya chicas mojigatas que hay muchas, pero también chicos acojonados.
    No se porqué en los últimos años he visto muuuchas amigas que están insatisfechas con los chicos con los que están, sabes por que? porque ellos se acojonan! y ellas quieren sexo, y son liberales y quieren hacer muchas “cochinadas” y de las divertidas pero ellos se cortan.
    Porque también tienes que abordar eso, que la sociedad está cambiando, y cuando antes el hombre llevaba la voz cantante, y si te gustaba como te lo hacía bien, y si no te callabas, ahora no. Ahora las chicas protestamos y les decimos “chico, tienes mucho que mejorar”.
    Entonces ahora ellos están perdidísimos, porque no saben qué hacer. Han pasado de controlarlo todo a ceder parte de ese “poder”.
    Y de verdad que alucino, que parece que somos las chicas las cortadas, y cada vez me encuentro más mujeres que me cuentan que el problema lo tienen ellos!

    Un besazo

  26. María Sánchez

    Espléndido post. Lo comparto, con tu permiso.

    Y con respecto a lo de follar, de acuerdo contigo en cada punto y cada coma. Por el amor de DioR, ya va siendo hora de abandonar esa rancia manera de pensar de los que aún se averguenzan sin follan o censuran a los que lo hacen.

    Una vez más, bravo.

  27. @lovetuesday

    MARAVILLOSO, Alena. ¿Qué te voy a decir yo que ya no sepas? Soy una fiel defensora de follar, como palabra y como acción.
    Nunca saldría de mi boca la palabra puta para nombrar a una mujer que se dedica a pasarse por el forro a quien le viene en gana. Y si alguna vez lo hago, será por purita envidia.
    Estoy de acuerdo en que se puede follar en pareja y hacer el amor con desconocidos. Cada relación sexual es única y diferente. Cambia el momento, el lugar, la hora, la ropa, el olor, los colores, la temperatura… Hay que saber disfrutar cada milésima mientras tanto.
    Y sí, follar nos gusta a todos, independientemente de las tendencias/gustos/fetiches que tenga cada uno.
    Y, mira, sí, veo porno. Y me masturbo casi a diario (yo por las noches), incluso durante horas. Pero conozco a bastantes mujeres que NO se masturban, que no saben lo que es una noche loca de sexo con desconocidos, que no están dispuestas a que su pareja eyacule en ningún sitio que no sea un preservativo y/o que no se dejarían penetrar si no es en una cama.

    Yo podría llamarme Mónica también, a mis 23. Y no diré el número de hombres que han pasado por mi entrepierna, ni las veces que me he acostado con varios a la vez. Solo diré que quien no tiene la capacidad de disfrutar libre y conscientemente del sexo, probablemente nunca llegará a ser feliz del todo. Entendiendo sexo en toda la amplitud del concepto: porno, hacer el amor,preliminares, masturbación, caricias, follar, etc. Incluso el cigarrito de después, para quien fume.

    Un abrazo!! :**

  28. Almoraima

    ¡Ay Alena, sí que atrae el título!
    En cuanto al uso del término, pienso que depende del contexto.
    Si estás en tu ginecólogo y acaba de ponerte un DIU no vas a decirle: “Bueno, y con esto ya puedo follar tranquila ¿no?”
    Como tampoco “Ya puedo hacer el amor”
    Un “Tener relaciones” quedaría más correcto.
    En cambio, si estás entre amig@s “Me han puesto un DIU, así que a follar tranquila es lo que procede.
    (Me refiero a evitar embarazos no deseados, claro, porque lo de tranquila, en todos los posibles problemas, sólo lo consigue el preservativo.)

    En cuanto a confesar o no experiencias o gustos, yo creo que depende del carácter de cada cual. Me parece tan insano hablar a diestro y siniestro de todo lo que nos gusta o nos deja de gustar en cuanto al sexo como estar en una distendida conversación entre amig@s y no participar.

    En cuanto a la “represión femenina” pienso que es un tópico por la sencilla razón que, en relaciones heteros la proporción es 1:1, lo que indica que por cada tío que folla hay una mujer que también lo hace. No va a ser siempre con la misma ¿no?
    Como decía mi abuela…”Es que la que más tiene que perder es la mujer.”
    Claro, perder de vista a los machistas trogloditas que piensan que las mujeres son unas guarras si hacen lo mismo que ellos.

    ¡Chicas! Una guarra o un guarro son los que engañan a sus parejas. Quienes están libres, que follen cuanto quieran que “Eso lava y estrena”.

  29. Gema

    Me resulta curioso que se pueda hablar más o menos libremente de sexo en pareja, fantasías, tríos, cuartetos, sentimientos… pero en cambio el tema de la masturbación femenina siga siendo tan tabú y suscite tantos “jijís” y críticas.

  30. rocio

    Estoy de acuerdo contigo hasta cierto punto. Yo no sé cuántas mujeres reprimidas y mojigatas habrá aún, sé que las hay, pero no es mi caso. Yo me considero desinhibida y el sexo lo veo algo más, de hecho, odio que sean ellos los q se adjudiquen las ganas y la “propiedad” del sexo…
    Pero lo siento, creo que los hombres, en su mayoría, quieren el ancho del embudo… y lo digo por lo q he vivido, no sólo yo, sino otras chicas de mi entorno.
    Como dices, si te acuestas con uno el primer dia no te ven para una relación seria. Es así. Dicho por ellos. Por la mayoría. Qué habrá excepciones? Como en todos lados. Pero ya estoy harta de oir decir eso, lo mismo q si una tia les interesa de verdad no van buscando follársela. Y ellos son los primeros que utilizan la palabra de forma despectiva. Pq sí, pq cuando “guarrean” dicen follarse a una tia, y cuando la tia les gusta dicen q se quieren acostar con ella… En fin, q mucha liberación pa nosotras sí, pero nos está cayendo encima como una losa.

    Saludos

  31. Anonymous

    comparto la idea del mensaje pero me considero inutil para hablar abiertamente de sexo .Tengo un prejuicio y es que aunque me gusta que una mujer lleve la iniciativa , las estadisticas dicen que precisamente esa madurez conlleva una mayor tendencia a la infidelidad y por lo tanto a la inestabilidad wue yo no deseo y huyo de ese tipo de mujer no por considerarla una fresca sino por mis celos y mis inseguridades, me acuso.

  32. Dani

    Completamente de acuerdo. Me encanta follar, que me follen y ¿por qué no? hablar sin tapujos de sexo. Yo lo veo como algo natural (aunque no hay que olvidar que también hay un espacio de intimidad, sobre todo si tienes pareja), sin embargo, todavía me sorprendo al hablar de algún sexo con los amigos y que alguno ponga cara de “asco” y esté incómodo sólo de oírlo.
    Sinceramente creo que queda mucho para que ese “follar” suene como “leer”, “comer” o “hacer la compra”, y la verdad, es una pena.

  33. El blog de Mun

    Con este artículo acabas de convertirte en mi IDOLA!!!! Has dicho todo lo que pienso palabra por palabra, lástima que muchas mujeres cuando dices esto te miran con cara de extraterrestre!!!Si todos FOLLARAMOS más el mundo estaría lleno de personas felices.

  34. El blog de Mun

    Con este artículo acabas de convertirte en mi IDOLA!!!! Has dicho todo lo que pienso palabra por palabra, lástima que muchas mujeres cuando dices esto te miran con cara de extraterrestre!!!Si todos FOLLARAMOS más el mundo estaría lleno de personas felices.

Deja un comentario

TE PUEDE INTERESAR

rechazos
Relaciones

Mujeres holandesas de Amsterdam

Por Edu Batet | 13 mayo, 2016

Dice Joaquin Sabina que amor se llama el juego en el que un par de ciegos juegan a hacerse daño. Igual no hace falta llegar hasta el amor. A veces, e...

CONTINÚA LEYENDO >
relaciones toxicas
Relaciones

Yo soy tóxica. Pero tú también

Por Alena KH | 9 mayo, 2016

Hay tres cosas que están muy de moda últimamente: meditar, comprar libros para fotografiarlos y aislarse de las personas tóxicas. Lo de meditar tie...

CONTINÚA LEYENDO >